LIBERANDO FISURAS EN ESTILO TRADICIONAL

Alguna vez un escalador extraviado en las Rocas de Suesca me preguntó si esas rutas en las cuales yo estaba montado podían escalarse sin artificial?, -A quienes la ven a simple vista les parece imposible… esta es la razón) Le respondí con un sonrisa. Bueno pues eso es lo que busco, hacer rutas de alta dificultad en estilo tradicional, ¡que interesante)

Hacer rutas en las que pocos o tal vez nadie ha escalado es algo difícil ya que no cuento con ninguna información sobre movimientos o lugar exacto de protección, esto lo hace aún más interesante puesto que así entra a funcionar todo mi poder imaginativo para resolver los problemas que presenta la roca, convirtiéndolo en un excelentejuego de estrategias.

 

A mediados de Diciembre de 2013 logré encadenar un gran desplome casi techo en el sector de “Guacaneri” – Macheta Viejo-, donde transcurre una línea perfecta de escalada tradicional con una grieta hasta el final del techo que asombra y pone los pelos de punta con solo pensar en escalarla. Bien esta vía fue escalada por primera vez por el ya reconocido escaladory montañista Fernando González Rubio en estilo artificial y quien la dejo equipada con una reunión al final de la grieta.

Esto me motivó más aún, sin embargo, había que empezar a probarla y es así como inicia mi tarea de conocer esta línea un año anterior (obviamente el primer ascenso que hice fue el más aterrador), limpié agarres de la grieta, quite una capa gruesa de tierra y una gran planta que se encontraba sobre la reunión, “no se preocupen yo mismo trasplante la planta en otro lugar más seguro”.

En conjunto con otros buenos escaladores amigos le dimos varios intentos, pero como siempre, yo continúe con mi fanatismo y esfuerzo por hacerla en libre, pasó un buen tiempo en el que no sabía cómo resolver la última parte del techo pero mi intención fue la de no poner bolts ya que parecía que hay un tramo largo donde no cabe la posibilidad de poner ningún seguro removible.

Sin embargo después de probar la caída, que resultó ser muy limpia con seguros antibombas, me aventuré a realizar el siguiente paso donde allí si encontré una parte de la grieta bastante buena para proteger con un Cam, este último me da la opción de ir directamente al final de la ruta la cual tiene un crux final bastante marcado donde hay que abrazar la roca como si fuera una gran nevera debajo de un techo, es así como al superarlo me da la opción de chapar la reunión, así fue como logre hacer el primer ascenso en libre de esta espectacular línea que bauticé como “Se pasó de Postre” 5.13- ” Y esperando más ascensos por las nuevas generaciones de escaladores.

Gracias a Lili por casi perder su cuello al asegurarme en mis proyectos, a mi familia y todos aquellos apasionados y amigos roqueros que gustan de una buena escalada.

Jairo Bogotá.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios