VÍAS RECOMENDADAS DE LA SIERRA NEVADA DEL COCUY Y GÜICÁN

Para aquellos amantes de las montañas nevadas que andan ávidos de nuevas experiencias, quiero recomen-
darles algunas vías salidas del rango de “las normales”. Anímense a explorar nuevas vertientes y admirar nuevos panoramas ascendiendo alguna de estas vías.

Cóncavo

Arista oeste (500 mts desnivel – 400 mts arista, AD)

Poco transitada pero muy interesante es la arista oeste que recorre los picos Concavito y Cóncavo. Sin muchas dificultades técnicas se logra alcanzar un disimulado collado entre el pico Cóncavito y la punta Sínsiga, basta tener especial atención en las pendientes fuertes poco consistentes pues el derrumbe de escombros es muy factible.

Una vez alcanzado el collado no resta más que disfrutar el gran paisaje que brinda esta bella arista pasando por tramos de nieve y otros de roca franca hasta alcanzar el glaciar del Cóncavo, cuya arista se recorre fácil hasta las pendientes somitales que a veces presentan uno que otro resalte azaroso.

Equipo necesario: 1 cuerda, 1 piolet, 1 estaca.

Pan de Azúcar Matando Bacterias (450 mts, 5.11a)

Se trata de la vía más dócil y segura de la pared oriental del Pan de Azúcar. Asaltando desde la cueva vivac aún de madrugada, es posible subir y bajar en el día, si no, la vía ofrece varias repisas donde se podrá vivaquear. La escalada transcurre por un evidente sistema de fisuras en diagonal ascendente a la derecha hasta situarse en las repisas de la Sonrisa, luego se sube directo por el filar que conforma el extremo norte del ala sur de la pared. Para los conformistas o velocistas la vía termina en el borde de nieve, pero los puristas o paisajistas pueden hacer la caminata por glaciar y atreverse a la cumbre máxima.

Equipo necesario: 2 cuerdas 60 mt, 2 set cams (0.5-4), 1 set fisu-reros, 15 cintas 60 cm.

Ritacuba Blanco – Cara Sur (500 mts, ad)
Salidos de la concurridísima “normal” del Blanco, esta vía ofrece un interesante reto de recorrido glaciar con algunos resaltes de pendientes fuertes. No siempre la vía es la misma pues el glaciar cambia de apariencia en cada temporada, así que escalar esta cara estimula el sentido de orientación y lectura de rutas por montaña puesto que es necesario navegar por un glaciar empinado cortado por grietas gigantes y defendido por cortas paredes de hielo. Sin mayores complicaciones se puede recorrer esta vía desde el campo base de Playitas o de la Laguna de los Témpanos.

Equipo Necesario: 1 cuerda, 1 piolet, 1 estaca.

 

Campanillas Blanco – Arista norte (450 mts, 5.10a)

No es la vía más fácil de esta montaña pero sí las más obvia. Partiendo de las Lagunillas del Campanillas se alcanza en fácil trepa el collado Pan de azúcar-Campanillas, y desde allí se debe escalar múltiples balcones rocosos hasta las torres centrales que se convierten en la principal defensa de esta pared. Después en continua escalada sin mayores dificultades se accede a los gigantescos bloques tumbados que dan acceso a la cumbre. El descenso se recomienda hacerlo por la arista y hombro suroeste puesto que esta vía tiene muchos vericuetos que de seguro complicarán los rapeles.

Equipo necesario: 1 cuerda 60 mt, 1 set cams (0.75-4), 1 set fisureros, 12 cintas 60 cm.

 

Campanillas Negro – Gárgolas (400 mts, 5.10d)

Es una perfecta vía de aclimatación o una excelente pared de iniciación en las arduas labores del bigwall. De fácil y corta aproximación, desde la Cabaña Sisuma se accede en tan sólo 1 hora de entretenida caminata. La escalada se trata de una gran placa tumbada, con una sección de techos que corta la vía en dos, donde predomina la escalada en adherencia empalmando sistemas de fisuras con largos tramos de placa en medio. Prevalece la protección tradicional con algunos pocos anclajes fijos y clavos; todas las estaciones cada 50 metros están equipadas a dos puntos permitiendo un rápido y fácil aborto del itinerario.

Equipo Necesario: 2 cuerdas 60mt, 2 set de cams (0.4-4), 1 set de fisureros, 20 cintas 60cm, cordino suficiente para abandonar en los rapeles.

 

Castillo – Cara Sur (500 mts, AD)

El Castillo es la “Montaña por excelencia”: cumbre remota, aproximación comprometida, bello paisaje y poco frecuentada la hacen la montaña más bella de la Sierra y la más apetecida por el montañero empedernido. Sin embargo también es una montaña horrible de escalar: un amasijo de barro carbonado predomina en las grietas, bloques sueltos y piedra podrida reina en esta montaña, por eso la denominé “Tanatorio de piedras”. Se recomienda escalarla por los tramos de nieve favoreciéndole las temporadas nevosas.

La cara sur proporciona la vía más franca y segura de esta montaña, pues basta con alcanzar el Paso del Afanado (Collado Castillo-Pico de Antonio) y descender en busca del corredor que da acceso al gran nevero y de allí al canal de la arista cimera. Predomina la escalada en nieve con tramos algo expuestos de pendiente fuerte (75 grados) y escalada mixta en roca mala.

Equipo necesario: 1 cuerda, 2 piolets, 1 estaca, 1 set fisureros, 6 cintas largas.

Luis Pardo

 

 

Anuncios